¿Cómo funcionan los créditos hipotecarios para comprar una PREVENTA?

¿Cómo funcionan los créditos hipotecarios para comprar una PREVENTA?

Hoy en día existen diferentes formas en las que se puede comprar una vivienda y una de ellas es la famosa preventa quienes muchas personas optan por sus grandes beneficios. 

Primero que nada, definamos lo que es una preventa. Como la palabra lo indica, tiene un significado “antes de” y se refiere a inmuebles que se ponen en venta antes de concluir el 100% de su construcción. Te puedes encontrar una preventa prácticamente desde “cero” y con esto nos referimos a que no existe nada construido aún sobre el terreno donde se edificará el inmueble, o bien, puede ser que te encuentres una preventa con cierto porcentaje de avance de obra. 

Mucho se dice y mucho se cuenta sobre las preventas, algunos las recomiendan y otros no, pero la realidad es que quienes saben invertir en bienes raíces pueden sacarle mucho provecho a este tipo de operaciones, ya que cuando adquieres una preventa en los inicios de su construcción ¡puedes sacarle una ventaja de hasta el 30% del valor del inmueble

Cualquier persona puede adquirir una preventa, sin embargo, siempre se recomienda tener un poco de conocimiento y asesoría sobre los alcances que representan realizar este tipo de adquisición. 

También debes considerar que al comprar en preventa no podrás habitar inmediatamente el inmueble pues seguramente está en proceso de terminación de obra. Hay preventas que se entregan al mes inmediato de la firma del contrato de compraventa, o hay preventas que pueden llegar a tardar hasta 24 meses en poder ser habitadas. El tiempo determinado para poder gozar de los beneficios de tu compra, debe ser establecido desde un inicio por parte de la desarrolladora o de la constructora a quien le estás adquiriendo el inmueble. Lo importante es que tú te encuentres seguro(a) de continuar con los siguientes pasos en la inversión inmobiliaria que estás realizando. 

Las preventas también se pueden adquirir con el uso de herramientas financieras, como el crédito hipotecario. El usar un crédito para comprar en preventa es bastante sencillo y funcional para muchos. 

Algunos de los beneficios que adquieres en este crédito son:

  • Aprovechar el precio de la preventa, el cual, comúnmente es bajo.
  • Asegurar que tendrás el crédito al momento de la firma con el desarrollador.
  • Pactar el precio del inmueble y fijar el tiempo de entrega.
  • Deducción de los intereses que el crédito contiene.
  • Programar tu compra y consolidar el trato y las condiciones. 
  • Poder contar con parte del financiamiento del enganche para realizar el apartado. 
  • Tener un ahorro en los gastos de escrituración.
  • Fijar una tasa de interés desde un inicio. 
  • Aplica tu Apoyo Infonavit.

Si a esto le sumamos los beneficios de comprar en preventa, te puedes encontrar aún con más ventajas, como: 

1. Facilidades de pago. 

Podrás pagar tu enganche diferido conforme a tus posibilidades.

2. Alta Plusvalía a corto plazo.

A la entrega la plusvalía puede aumentar hasta un 30%.

3. Ofrece descuentos y ofertas.

Muchas constructoras ofrecen buenas ofertas para vender más rápido.

4. Varias opciones a elegir.

Tienes más opciones de elegir el inmueble deseado.

5. Tiempo para la mudanza.

Te ayuda a planificar una mudanza con la posibilidad de vender o rentar tu actual propiedad.

Existen únicamente dos opciones vigentes en México para poder adquirir en preventa, y nos referimos a: Banco Santander y Banco Scotiabank

Ambos tienen una oferta similar, con la diferencia puntual de que en Scotiabank únicamente puedes acceder a una lista de desarrolladores y constructoras autorizadas por el banco para comprar en preventa. Santander no restringe al cliente y le da la libertad de comprar en cualquier lugar. 

Tal vez te interese: ¿Conviene comprar un departamento en preventa? 

Ten presente que antes de realizar un crédito como este, es necesario que tengas asesoría profesional y adecuada para tener la orientación correcta y realizar una mejor inversión, mucho más segura y en donde tus intereses sean considerados para la realización de tu objetivo con el mayor éxito posible. 

Si después de leer esto, estás más que seguro de adquirir una preventa, queremos dejarte 12 puntos a considerar antes de que cierres el trato:

1. ¿Quién es el desarrollador? Googlealo, los comentarios en la red son importantes. 

2. Antes de decidir, checa varias opciones. 

3. Pide la copia del contrato, los gastos de originación y todas las condiciones que implica la compra de la preventa.

4. Revisa bien el estado de la entrega por escrito. ¿Con qué acabados te entregarán tu inmueble? 

5. Tiempo máximo de entrega por escrito. 

6. Las amenidades que tiene el desarrollo y la cuota del mantenimiento. 

7. Reglamento del condominio.

8. Pon atención en los puntos legales por si no te entregan en tiempo y forma o tú desees desistir de la compra.

9. Investiga cuánto costará aproximadamente el predial. 

10. Asegúrate de no tener problemas en la escrituración.

11. Garantiza la autorización de un crédito hipotecario a la hora de llegar a la escrituración. 

12. Ten en cuenta tus tiempos y flujos de dinero. 

No buscamos más que tu seguridad y tranquilidad al realizar esta gran inversión inmobiliaria. 

Como siempre, ponemos a tu disposición nuestra asesoría profesional y 100% enfocada a lograr tus sueños con el costo financiero más bajo y brindándote todos los beneficios posibles. 

¡Cuéntanos más sobre tu proyecto y te ayudaremos a garantizar la aprobación en tu solicitud!

Puedes encontrarnos de manera presencial u online. Agenda una llamada o haz una cita y entre ambos, encontraremos una solución efectiva a tu caso. 

Síguenos en Facebook, Twitter, YouTube e Instagram para más contenido sobre créditos hipotecarios, créditos de liquidez y PYME.


Suscríbete a nuestro blog

Recibe las últimas noticias y consejos sobre finanzas.